19-04-16

Se necesitan más donaciones para llevar a los evacuados

Mañana termina la colecta de alimentos no perecederos y elementos de higiene para Santa Fe. Hay 1.500 personas con graves necesidades

“Esta la colecta más baja que tuvimos”, se lamentó Daniela Famea, voluntaria de Rosario Solidaria y encargada de la recolección de alimentos y elementos de higiene para llevar a los damnificados por las inundaciones en la provincia. Según los datos de Defensa Civil hay 1.500 personas evacuadas y en una situación bastante difícil.
El titular de esta repartición, Marcos Escajadillo, explicó que “la mayoría de los evacuados está en esta situación desde diciembre, cuando comenzaron las fuertes lluvias y no pudieron volver a sus casas, en su mayoría porque han perdido todo”.
Por este motivo, Rosario Solidaria además de otras organizaciones como Cáritas y la Cruz Roja, lanzaron campañas para ayudarlos.
En concreto, Rosario Solidaria hasta hoy junta alimentos no perecederos, artículos de limpieza, elementos de aseo personal, pañales para adultos y niños, colchones, mantas y toallones,
Todo esto será llevado por los mismos voluntarios de Rosario Solidaria hasta los centros de evacuados del norte de la provincia. Otras campañas. Daniela está sorprendida de lo poco que se juntó en esta campaña. En diciembre, la organización realizó una colecta similar y se lograron llenar cinco camiones, en cambio, este mes con lo que se recolectó apenas si se llenará uno.
“La gente es muy solidaria, pero no sé qué pasó esta vez. Tal vez falte conocimiento de lo que está pasando en el norte de la provincia y de situación tan precaria que está viviendo tanta gente”, reflexionó.
La voluntaria indicó que hoy todavía hay tiempo de llevar donaciones y remarcó que lo que más se necesita es agua y elementos para el aseo personal.
Destacó que “hay poca gente que lleva botellas de agua, y esto es indispensable porque en la mayoría de las localidades inundadas no pueden potabilizar el agua y no hay qué beber”.
Quienes quieran acercar donaciones podrán hacerlo a Balcarce 840, hoy hasta las 18. La situación en el norte
En el norte provincial, más concretamente en todo el cordón de la ruta 1, que abarca Garay, San Javier, San Justo, Vera, 9 de Julio, y el departamento Santa Fe capital hay 1.500 evacuados y auto evacuados que llevan cuatro meses en esta situación.
Desde diciembre que el río Paraná no descendió a su altura normal , y todavía se encuentra más de un metro por arriba de la altura normal.
“La crecida del Paraná hace que muchas personas que viven de la pesca o de actividades económicas cuentapropistas se hayan quedado sin trabajo, sin casa, sin nada” describió Escajadillo quien trabaja coordinadamente junto con Cáritas, la Cruz Roja Argentina y el Ejército, además de organizaciones de voluntarios. Traslado de donaciones Defensa Civil está trasladando los donativos que van llegando hasta los lugares que también han quedado aislados por la inundación.
“Tenemos que entrar con camiones unimog a las distintas localidades porque aunque ellos no estén inundados, no pueden entrar ni salir del pueblo y tampoco pueden llegar allí los proveedores. Por eso estamos llevando todo, desde alimentos hasta garrafas de gas”, señaló el funcionario.
“Esta situación no se va a resolver tan rápido. Al menos tendrán que pasar uno o dos meses porque por más que pare de llover la gente se ha quedado sin trabajo y sin producción...”, agregó, ya que el 60 por ciento de la provincia está afectado por el agua.
Mientras tanto, instituciones como el Círculo de Prestaciones Farmacéuticas y el colegio Maristas, entre otras entidades, colaboran para seguir reuniendo donaciones que tanta falta hacen a los evacuados.